Su cesta
0 artículos
Subtotal0 US$

Su cesta está vacía.


¿No tiene una cuenta?
Entrar

¿Ha olvidado su contraseña?


In Memoriam

Keiichi Tahara (1951–2017)

Tahara disfruta de nuestra edición SUMO de Hockney en Paris Photo el año pasado. El fotógrafo estaba muy ilusionado con su próxima monografía de TASCHEN, Architecture Fin-de-Siècle.
Tahara disfruta de nuestra edición SUMO de Hockney en Paris Photo el año pasado. El fotógrafo estaba muy ilusionado con su próxima monografía de TASCHEN, Architecture Fin-de-Siècle.
En TASCHEN estamos profundamente entristecidos con la muerte del fotógrafo japonés Keiichi Tahara. Nacido en Kioto (Japón) en 1951, Tahara desarrolló una obra artística híbrida, en disciplinas como la fotografía, la escultura y gran cantidad de instalaciones lumínicas.

Fue la luz, siempre la luz, el elemento fundamental de sus creaciones. En su juventud, Tahara se trasladó a Francia para trabajar como técnico audiovisual y de iluminación para una compañía de teatro. Allí, en un polvoriento ático parisiense en 1972, contempló un día un nítido y afilado haz de luz que se filtraba entre los tejados. En Japón jamás había visto nada igual. La precisión, el poder y la calidad única de ese rayo de sol le impulsó a convertirse en fotógrafo.

La luz se convirtió tanto en el tema como en el modus operandi de la obra de Tahara. Los objetos, los espacios y la iluminación eran para él actores simbióticos, de modo que no sólo las formas y los entornos estaban iluminados, sino que era la luz la propia protagonista.

Fiel a su epifanía en aquel ático, Tahara destaca sobre todo a la hora de captar la caída de la luz sobre los edificios. Su serie de 1977 Fenêtre (Ventana) le valió el Premio al Mejor Fotógrafo Novel en Les Rencontres d’Arles (Francia), y el favor de la crítica internacional. A este éxito, siguieron numerosos galardones y premios, que incluyen el de la Sociedad Fotográfica de Japón (1984), el Prix Nicéphoer Niépce (1988), Chevalier des Arts et des Lettres (1993) y el Grand Prix de la Ville de Paris (1995).

La próxima monografía de Tahara en TASCHEN, Architecture Fin de Siècle, reúne su asombroso trabajo fotográfico sobre edificios art nouveau en Europa. En su peregrinaje desde Florencia hasta Viena o Helensburgh (Escocia), buscó los mejores ejemplos que se conservan de aquella revolución en la arquitectura; el salto técnico e imaginativo que combinó nuevos materiales y métodos de construcción con influencias tan dispares como el psicoanálisis de Freud o los motivos orientales. Tahara, con su mirada certera, recorrió las extraordinarias construcciones de figuras de la talla de Gaudí, Hoffmann, Horta y Loos, captando su grandeza espacial, sus detalles intrincados y a menudo orgánicos, su grandiosidad etérea y, por supuesto, sus exquisitos efectos de luz, desde el brillo de un zaguán dorado hasta el silencio en penumbra de un vestíbulo de mármol.